• Comentarios de la entrada:28 comentarios

El Becerro de Oro de Damien Hirst

¿Qué es la Globalización?

La palabra o concepto «Globalización» empezó teniendo un significado de unificación y conexión mundial (mundialización) pero hoy en día es sinónimo de «pérdida de los derechos humanos».

Este concepto ha sufrido la misma problemática que en su día ocurrió con el concepto «Comunismo».

El Comunismo que en su inicio quería hacer comunes las propiedades para todos los ciudadanos pasó a ser rápidamente «todo es del Estado».

La Globalización que en un principio es la unión de las economías mundiales en un mercado capitalista ha pasado a significar lo siguiente:

  1. Crecimiento rápido y fácil de las Multinacionales que son las que tienen más capacidad para producir y vender en muchos paises. Su producción se realiza en el tercer mundo donde la mano de obra es más barata y se vende en el primer mundo donde el precio es más caro.
  2. Destrucción de la pequeña y mediana empresa como consecuencia de la ampliación y poder de las multinacionales. Aumento del paro en el primer mundo que ya no produce.
  3. Explotación de la mano de obra en los países con menos desarrollo de los derechos humanos. Por lo que, por ejemplo,  niñas de 14 años trabajan 10 horas al día cobrabdo 13 céntimos de euro a la hora.
    El mejor libro que explica este problema es «No Logo» de Naomi Klein.

Pero la mayor consecuéncia de todo este sistema económico contemporáneo es cómo la riqueza se está desequilibrando en todo el mundo haciendo que:

  • Un 2% de personas poseen el 50% de la riqueza global. (Este pequeño grupo de gente tiene la mitad de todas las propiedades y riquezas del mundo).
  • Un 50% de personas poseen el 1% de la riqueza global. (No cada persona de ese 50% tiene un 1% sino que todos juntos solo tienen un 1%).
    Datos oficiales de http://www.wider.unu.edu/

La actual crisis económica y falta de liquidez monetaria se debe a que unos cuantos listos han vendido un montón de casas por un precio desorbitado en el primer mundo, y ahora toda la gente que compró debe dinero a los bancos que animaban a comprar con bajos intereses. Los que vendieros están ahora gozando de lo lindo, mientras que los que compraron tienen una deuda de por vida,  están al borde de la miseria y con el riesgo de perderlo todo.

Becerro de oro de Damien Hirst

Becerro de oro de Damien Hirst. Fuente: Revistadearte.com

ARTISTAS RICOS Y ARTISTAS POBRES

Al igual que en la sociedad existe este desequilibrio de riqueza, entre los artistas existe la misma desigualdad económica, unos venden muy caro y otros no logran vender.

Tenemos por ejemplo al multimilloranio Damien Hirst, que acaba de vender su «Becerro de Oro» por 13 millones de Euros.

Y por otro lado tenemos a los millores de artistas frustrados que tenemos que trabajar en otra cosa para vivir y que no podemos vender un cuadro por 50 euros ni a un amigo puesto que están todos ahogándose con la hipoteca.

Así es hoy en día nuestro mundo globalizado.

Si deseas ver o añadir un comentario pulsa el botón Abrir Comentarios